Vinos de Toro

Toro es una denominación de origen que se le ha dado a dos provincias de España, Zamora y Villadolid. En el año 1987, Toro alcanzó la calificación de denominación de origen, y ha fortalecido su prestigio en los últimos años con el número extenso de bodegas que posee y por el agradable vino tinto que produce, caracterizados todos por su diversidad en sabores y aromas, al igual que lo hace la Ribera del Duero.

Los vinos de Toro elaborados con la autóctona uva de Tinta de Toro han ganado fama de calidad.

Índice de Contenidos

Clima de la DO Toro

El clima perfecto para esta denominación se distingue por ser mediterráneo continental, es decir, lo caracterizan los inviernos templados y lluviosos, veranos secos y calurosos, con otoños y primaveras variables, tanto en temperaturas como en precipitaciones.

Algunos datos climáticos para D.O Toro

  • Precipitaciones: oscilan entre los 350 y 400 milímetros anuales
  • Temperatura media anual: 12-13°C (desde -11 a 37 °C)
  • Índice heliotérmico: 4,23
  • Horas de sol efectivas: 2600-3000

Los datos antes mencionados forman parte del conjunto de condiciones climáticas que permiten darle a la uva una calidad impresionante, cualidad que es muy importante para la fabricación de vinos excelentes.

Suelos

Arcillas, areniscas, calizas y pudingas, son las rocas sedimentarias de la época geológica “El Plioceno” que conforman este suelo. Dichas rocas hacen que en la superficie se creen suelos pardos calizos, encima de material no sólido, ni firme. Además, se separan desde componentes limosos a areniscas de grano grueso y fino, con niveles de calizas y margas detríticas formados durante la cuarta época geológica de la era Cenozoica, El Mioceno.

Por otro lado, la altura de las plantaciones de vides es de 620-750 metros. Cabe resaltar que estos suelos pertenecen a la Era Cenozoica, una división de la escala temporal geológica conocida por el inmenso plegamiento alpino que produjo las cordilleras actuales, como Los Andes, Los Alpes y el Himalaya.

Zona de producción

La zona de producción se encuentra ubicada al sureste de la provincia de Zamora, en el extremo occidental de la comunidad autónoma española de Castilla y León. Los terrenos plantados de viña, se ubican entre 650 y 825 metros aproximadamente sobre el nivel del mar, fundamentalmente en un espacio ondulado con inclinaciones muy leves al sur del río Duero.

 

Variedades de uva en Toro

  • Tinta de Toro: También se le conoce como “Tempranillo” o “Tinta fino”, sembrada mayormente en la comarca de Toro. Los nombres van a depender de la zona en donde se cultiven. Es una uva muy fina y con un aroma intenso. Los vinos proporcionados por esta uva permiten que perduren en el tiempo gracias al poco nivel oxidativo que posee. El color sin duda alguna es tinto y el sabor que se siente al probarlo es muy afrutado. En comparación con los vinos de la D.O Ribera del Duero, es que en esta última también se pueden encontrar rosados.
  • Garnacha: A la garnacha también se le conoce como Tinto Aragonés. Es de suma relevancia saber que los romanos y los fenicios fueron los encargados de asentar esta variedad de uvas que actualmente proporciona resultados increíbles en los vinos que se fabrican con estas uvas. Las mismas aportan una estupenda combinación en las mezclas, gracias al delicado aroma que las definen. Al mismo tiempo le brindan al vino ese toque cremoso que lo diferencia de los demás.
  • Verdejo: Uva blanca, de poca fuerza y de porte horizontal. Su capacidad de reproducción es mínima, en cambio, su capacidad de producción es media. Suele adaptarse sin ninguna dificultad a tierras arcillosas y poco fértiles. Además de ser caracterizada por soportar los períodos de tiempo seco.
  • Malvasía: La variedad Malvasía se debe a los almogávares. Desde Grecia se plantaron las varas de la variedad en la provincia de Zamora, donde prendían con mucha fijación y eficacia.

Racimos grandes, cónicos con hombros apiñados, nerviaciones principales con vellosidad, porte semi-erguido, uvas grandes ovoides de color verde amarillento, hojas de tamaño medio pentagonales y lobuladas de color verde claro, y hollejos finos, forman parte del conjunto de aspectos que hacen a ésta uva única.

Vinos elaborados en Toro

  • Crianza: el vino debe tener mínimo 2 años naturales y 6 meses de haber estado en barrica de roble.
  • Reserva: el vino debe tener un mínimo de tres años naturales, estando sujeto a un proceso de envejecimiento en barrica de roble y botella. El tiempo mínimo que deberá permanecer en barrica de roble es de doce 12 meses.
  • Gran Reserva: el vino debe cumplir como mínimo 5 años naturales estando sujeto a un proceso de envejecimiento en barrica de roble y botella. Deberá permanecer en barrica de roble 18 meses como mínimo.
  • Crianza, envejecido o madurado en roble: se basa en la solicitud que realiza el consumidor, donde la bodega acoge el perfil de un vino a un proceso de crianza mixto (en barrica y botella).

Características del vino

  • Tintos: hechos con la variedad autóctona de Tinta de Toro. El vino de color tinto contiene de 13,5º a 15º de alcohol.
  • Rosados: elaborado con las variedades de Tinta de Toro (75% mínimo) y Garnacha. Contienen de 11º a 14º de alcohol.
  • Blancos: hecho con las variedades de Malvasía (85% mínimo) y Verdejo. Son vinos de 11º a 13º de graduación.

 

Utilizamos cookies para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad personalizada. Para más información visite nuestra Política de CookiesAceptar